Crisis en Canarias

Just another WordPress.com weblog

La “chinización” del pequeño comercio en Canarias

Posted by juanjesus en agosto 4, 2007

1. El Hecho: Se ha anunciado, por parte de los comerciantes del centro de la ciudad de Santa Cruz de Tenerife, que a partir del mes de Noviembre y, al menos hasta Enero, en forma de prueba, abrirán al público los sábados y domingos. (ver texto de la noticia más abajo).

2. La Tendencia: Estamos ya ante un claro escenario de sobreoferta comercial en Canarias. Se han habilitado en los últimos años multitud de nuevos centros comerciales, expansión de zonas “centro” y apertura de nuevas urbanizaciones con sus correspondientes locales en sus bajos. Aunque ya es perceptible que la infraestructura existente de locales comerciales supera a la demanda – abundancia de alquileres, locales vacíos, anuncios de traspaso, etc – la dinámica de apertura se ha mantenido más o menos inflexible, aunque disminuyendo su ritmo. El pequeño comercio no asociado a una gran superficie o gran centro de consumo, debido a múltiples factores – entre otros, la congestión circulatoria que atenúan los gigantescos parkings de los hipermercados – está sufriendo una disminución evidente de la actividad, lo que ha llevado a incrementar las temporadas de rebajas, “aguantar” con disminución de gastos la disminución del consumo y, finalmente, como ahora, “chinicizarse”. La expresión, como se comprenderá, equivale a incrementar considerablemente su horario de apertura. Los “chinos” comerciantes, como otros grupos de inmigrantes, tienen horarios de apertura muy superiores a los del comercio tradicional. También los comercios de las grandes superficies y las zonas turísticas. Ahora, en las demás zonas, se impone también ese incremento del horario. ¿Cómo se hará? Nos cuesta creer que se vayan a incrementar sueldos a los trabajadores, por lo que podemos encontrarnos con una mayor presión sobre las condiciones laborales en el sector. También dudamos seriamente de que ese incremento vaya a compensar la disminución del consumo. La rueda del consumo creciente se está deteniendo con contundencia. Veremos en un inmediato futuro cierres de pequeños comercios, desrregulación definitiva de sus condiciones – apertura, calidad del servicio, etc – y una crisis importante en el consumo de productos no vitales. La tendencia ajustará a la baja la superficie comercial, primando el bajo precio, y blindando de “amigos de lo ajeno” un espacio comercial que será crecientemente inseguro, lo que a su vez reforzará los “templos” establecidos en los centros comerciales.

3. La “ley” o “paradoja” que se cumple: Se procurará mantener el “status quo” hasta que sea imposible su mantenimiento. En todo caso, reconocer el declive de un modelo no formará parte del discurso público. Así pues, la clara percepción de disminución del consumo necesita ser disimulada con campañas de márketing,  renovados impulsos de más de lo mismo, etc. La “renuncia” no se encuentra inserta en nuestros genes con facilidad, y humano es, dada la dependencia, en este caso del comercio, de la actividad de vender, y procurar no caer en la lucha comercial. La pugna por un consumidor cada vez más débil se salda con ventajas para el gran comercial, que ha habilitado condiciones “desrreguladas” desde el origen y negocia en una escala con posición de dominio frente a la larga cadena de intermediarios. A su vez, el predominio de los grandes hace aún más frágil el mantenimiento de las estructuras, en este caso de consumo. La resiliencia de un gran centro comercial es menor que la de una zona inserta entre viviendas, con un nivel de adaptación a los cambios mayor que en el  caso de una gran infraestructura. Veremos cierres de pequeños comercios al tiempo que la consolidación de los grandes, pero también veremos que algunos de los “grandes”, víctimas de su dimensión, entran en zonas de vulnerabilidad y riesgo creciente, que puede dejar huérfano de actividad comercial a una población, en última instancia.

4. ¿Qué hacer? El modelo de consumo actual es insostenible, y precisa un ajuste importante. ¿Cuál es el umbral? Será marcado por la evolución de la economía global y el desinfle más o menos acelerado de las principales actividades económicas de las islas: turismo y construcción. Reconocer ese cambio de modelo y dirigirse hacia una “congelación” de la apertura de comercios, y una restricción posterior, es la mejor manera de afrontar el futuro.

Diario de Avisos: Los comercios del centro de Santa Cruz de Tenerife prevén abrir los fines de semana desde noviembre

Zona Centro, Zona Rambla y la nueva asociación del ocio acuerdan intentar este proyecto piloto

Las principales patronales del comercio tradicional de Santa Cruz (Zona Centro y Zona Rambla) y la nueva Asociación de Empresarios del Ocio y la Restauración han alcanzado un principio de acuerdo para que las tiendas del centro capitalino abran sábados y domingos a partir de noviembre, una iniciativa que en principio se prolongaría hasta enero, pero que podría ampliarse más meses si esta prueba resultara exitosa.

Así lo confirmaron ayer los presidentes de Zona Centro, Juan Manuel Ramos, y de la asociación del ocio, Carlos Quintero, quienes advirtieron que el acuerdo definitivo está pendiente de una reunión que mantendrán en septiembre las tres patronales con el Ayuntamiento, el Cabildo de Tenerife y el Gobierno de Canarias.

Estas administraciones han puesto en marcha, junto a la asociación de empresarios del ocio y la restauración, el plan Santa Cruz Viva, con numerosas actividades culturales y de ocio al aire libre, una animación que hace aumentar la afluencia de personas al centro de la ciudad por las noches y los fines de semana.

Precisamente, este plan y sus consecuencias positivas es el factor determinante que ha empezado a cambiar el escepticismo habitual del comercio tradicional a ampliar su horario de apertura, pese al interés que había mostrado siempre el Ayuntamiento de la capital tinerfeña, a través de la Sociedad de Desarrollo, y a la dura competencia de las grandes superficies comerciales, que ya han obligado a muchos comerciantes a abrir sus negocios por las tardes.

Ramos opina que “el plan de ocio y de dinamización está trayendo más público al casco, y además han terminado ya las obras del tranvía y pronto lo harán también las de la plaza de España, por lo que éste es el momento idóneo para adelantar a noviembre el horario habitual de la campaña de Navidad”.

Los representantes de la nueva patronal del ocio y de Zona Centro indicaron, no obstante, que la Ley de Comercio impide abrir domingos y festivos a los establecimientos de más de 300 metros cuadrados en municipios que, como Santa Cruz, no tienen la consideración de turísticos, por lo que en este caso será necesario alcanzar un acuerdo con el Gobierno canario. Al respecto, Ramos considera que la solución legal podría ser la declaración del centro de la capital como zona turística.

En la reunión de septiembre con los representantes de todas las administraciones públicas, los empresarios quieren apuntalar esta iniciativa y cerrar todos los flecos para intentar que sea un éxito.

El apoyo institucional lo tienen prácticamente garantizado, toda vez que Quintero destacó que el propio director general de Comercio del Gobierno regional, Arturo Cabrera, comprometió en su momento su apoyo al plan Santa Cruz Viva a cambio de que se extendiera también al sector comercial, y no sólo al del ocio y la restauración. La patronal espera igualmente que fragüe la iniciativa que promueve esta dirección general para crear en la ciudad un centro comercial abierto. La apertura sábados y domingos iría acompañada, según avanzaron los empresarios, de una potente campaña publicitaria.

Reunión con SorianoEn esta línea se mostró también dispuesto a trabajar el concejal de Comercio, Alfonso Soriano, en una reciente reunión mantenida con los presidentes de Zona Centro y Zona Rambla, de la que ayer informó el Ayuntamiento en un comunicado. Soriano es partidario de crear “un gran centro comercial abierto, en el que se puedan hacer compras, tomar un café o una copa, pasear y todo ello disfrutando del clima del que goza esta ciudad”. Durante el encuentro, el edil anunció la futura puesta en marcha de planes específicos de dinamización, para potenciar la presencia de los ciudadanos en las calles, con el objetivo de que Santa Cruz permanezca “abierta durante las 24 horas del día”.

Una de las principales demandas de los comerciantes a Soriano fue el inicio de los preparativos para la campaña de Navidad. En este sentido, el edil apoyó impulsar una “ferviente e intensa campaña de compras navideñas”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: